martes, 7 de abril de 2020

Julio Anguita: Romper el maya



Fuente:El Economista
Julio Anguita
Colectivo Prometeo

   Para el hinduismo, el ser humano está envuelto y atrapado en un mundo ilusorio y fantástico en el que la realidad queda oculta y velada por un estado de ánimo y de falta de consciencia denominado "maya". Los griegos distinguían entre la episteme y la doxa. El primer vocablo hace referencia al saber científico y sólido que es buscado intencionadamente; el segundo significa opinión, es decir el saber que tenemos sin haberlo buscado y es transmitido por la tradición, las relaciones sociales, los credos religiosos, las ideologías políticas y -muy especialmente en esta época- los medios de comunicación de masas y el uso masivo y frecuente de la red. El problema de nuestros tiempos radica en que la doxa suplanta y sustituye a la episteme y el maya deviene en verdad oficial, verdad estadística, verdad económica, verdad cultural, verdad política, verdad científica y verdad jurídica. Toda una contrarrevolución copernicana; el mundo al revés.
    El coronavirus ha rasgado el velo del maya y ha permitido atisbar los pies de barro del ídolo neoliberal y la realidad que su discurso y sus valores mistificaba. La UE, presentada como garantía de cohesión económica y social ofrecida en la década de los años noventa del pasado siglo, aparece ahora como lo que ha sido siempre: una moneda única y poco más. Que cada cual luche contra el virus como pueda; todo lo más se le permite endeudarse sin el aval solidario del conjunto. Las víctimas del paro, la precariedad, los recortes y las privatizaciones en aras de las macrocifras y de los intereses oligárquicos, aparecen ahora como la base fundamental e insustituible de la sociedad: trabajadores y funcionarios de los servicios públicos, de la agricultura, la ganadería, la alimentación, del reparto de mercancías vitales, de la información a pie de calle, del transporte, de la construcción, de la investigación, de la cultura y -en fin- de todo aquello útil, indispensable y valioso que permite la existencia de una sociedad. Desde esta base y solo para ella, tanto el derecho como la Política, tienen su razón de ser y ejercer. Esta es la única Patria por la que luchar y la única evidente cuando se rompe el maya de la alienación, la aculturación y la enajenación consumista, castiza y cutre.

Recordatorio: Desinfecta tu muro de Facebook, Twitter, Instagram,Telegram...

-Aisla el Virus del Fascismo
-Desinfecta tu Facebook, Twitter, Instagram,Telegram...
-No esparzas la Mierda que generan los perturbados de pulsera y bandera 
-No toques (aunque tengas guantes) sus deposiciones mentales
-Por muchas tonterías y vilezas que leas:¡No entres al trapo!
-Recuerda: Es tiempo de Solidaridad, no de hacerle el juego a los Miserables

lunes, 6 de abril de 2020

Y cayeron las bambalinas

Battaglioli,F: "Escenografía para el Real Teatro del Buen Retiro"


 José Manuel Montes
 Colectivo Prometeo.

    En el escenario de ésta, nuestra España, muchos hemos asistido durante más de cuarenta años, con asombro, como todos aquellos magos que habían ido pasando por el escenario del Congreso, conseguían hacer los más variados e impresionantes trucos. La mayoría del pueblo español aplaudía cada uno de los números con fervor y entusiasmo, sin darse apenas cuenta, de las consecuencias que habría, al final del espectáculo.
    En el primer espectáculo, consiguieron transformar delante de nuestros ojos, una Dictadura asesina y cruel en una Democracia ejemplar. Aquellos magos fascistas se transformaron delante de todos nosotros en demócratas de corazón. Entonces, el público explotó de júbilo por tal impresionante y difícil hazaña. Pero algunos, que no nos limitamos a aplaudir sin más, miramos tras las bambalinas, con ansias de saber el secreto.
   El segundo fue aún mejor y de rotundo éxito de taquilla (Nunca fue gratis). Los magos del Neoliberalismo mostraron al público la capacidad de hacernos ricos y poderosos, fundiendo España con Europa, siendo así parte de una Unión mucho más poderosa frente a las adversidades, llenas de bondades sociales y económicas que no harían más que mejorar la vida de la gente. Ahora, por arte de magia, cualquiera podía comprar y vender por todo Europa, sin que le metieran mano a sus bolsillos. Maravillas de la magia capitalista. Pero algunos, nos asomamos de nuevo tras las bambalinas para entender el truco que tanto embelesaba al resto del público. Por que sabíamos, que la magia no existe.
    Con ello, el público disfrutó y se sintió orgulloso durante unos cuantos años. Aquellos magos y su poder consiguieron transformar un país acomplejado, miedoso, servil e ignorante, en una de las mayores potencias del mundo; grandes aeropuertos, magníficos centros comerciales, estadios gigantescos, preciosos miradores, monumentos espectaculares, circos, acuarios, Spas y macro hoteles, auditorios, museos, centros de formación, majestuosas ciudades deportivas y hospitales impecables. ¿A quién no le podía gustar ese espectáculo?

Los poderes acechan; los peligros también


Caravaggio: Jugadores de Cartas
Fuente: CuartoPoder
Manolo  Monereo
Colectivo Prometeo

A la memoria de Luciano Gallino, ejemplo de lucidez y coraje moral en tiempos duros y terribles


       ¿Sigue existiendo la trama? Ya no se habla de ella. Me refiero al complejo de poder conformado por los grandes grupos financieros y empresariales, parte significativa de la clase política y mediática que emergieron con una fuerza inaudita en la anterior crisis y que, en gran medida, la dirigieron y controlaron; sin embargo, sigue estando ahí. Que no se hable de ella es la señal inequívoca de que ha ganado la partida. Normalización y normalidad se mezclan y se organizan mutuamente. La normalidad se impuso y la normalización fue buscada desesperadamente. Ser parte de ellos y como ellos se convirtió en una consigna triunfadora. Casi sin darnos cuenta y abruptamente, llegamos a la excepción. Una excepción recurrente y que se empieza a convertir en regla.
        La palabra clave sigue siendo memoria y es necesario construirla sobre sólidos fundamentos. En estos días hay tiempo para pensar, para reflexionar, para leer. No se encuentra lo que no se busca. He hecho un esfuerzo por repasar literatura periodística, científica e histórica sobre la crisis del 2008. Hay mucho escrito, mucho. Quiero subrayar algunos libros que me parecen interesantes para este momento. El primero, el de Naomi Klein, La doctrina del shock; después volví a leer la memorias de Varoufakis, Comportarse como adultos. Manejé los sesudos análisis de la Teoría Monetaria Moderna empezando por Stuart Medina; el libro de memorias de Zapatero y, para situarme bien en el contexto, El director de David Jiménez. No me quiero olvidar de La crisis del año 8 de Juan Ramón Capella y Miguel Ángel Lorente.

domingo, 5 de abril de 2020

" Adversus servos"...




Juan Rivera
Colectivo Prometeo
 
     ...O "Contra los esclavos", entendiendo el término “esclavo” no como la imagen histórica de una persona propiedad de otra, sino englobando en él  a quien se somete al capricho del Poder de forma acrítica, sin voluntad de cuestionar ,aunque sea una coma, el catecismo del Amo.
    Lo encarna la persona que defiende con uñas y dientes una estructura social ajena a su realidad cotidiana, basada en el privilegio de unos pocos fruto del dominio sobre muchos .Y este tiempo de “confinavirus” lo ha sacado en masa a la superficie, arrastrándose por la baba de su bilis y rabia como caracol después de una tormenta.
    Escribí hace años que el papel más ingrato en la comedia de la vida lo asume aquel que levanta la mano y pide representar el de “esclavo voluntario”. Lo mantengo y añado que  suele ser coral por exceso en la  demanda y de rebote  nos devuelve como esperpento ( la definición grotesca al  llegarnos reflejada por  los espejos deformantes del callejón del Gato) un elemento central de nuestro discurso: cuando es difícil contar aspirantes al papel por el mar de brazos alzado, el término "gramsciano" de “hegemonía social, cultura e ideológica” no se encuentra precisamente a la vuelta de la esquina.
En estos meses de Marzo y Abril ( que nos han robado, como decía la canción de Sabina), tiempo de reclusión, meditación y cabreo estamos viendo que la curva de víctimas de la pandemia va acompañada por otra mucho más acusada de “trolls”, manipuladores y mentirosos.Se distinguen por el cuchillo cachicuerno entre los dientes siempre dispuesto a entrar a la yugular del Gobierno de coalición sin importar el motivo.Al ser tan buenos vasallos de Inda, Herrera, Losantos y demás excrecencias no dejan que la realidad les estropee su Pre- juicio.
    Aunque para buscar modelos que le ayudasen en la interpretación tenía a la mano -a poco que se dieran una vuelta cinematográfica- actores en los que inspirarse,  nuestro aspirante a esclavo desechó sin verlo el personaje de Kirk Douglas en “Espartaco” de Stanley Kubrick (¡faltaría más!) y despreció al Pseudulus encarnado por Zero Mostel en "Golfus de Roma" ( ¡faltaría, " remás"!, un actor miembro del Partido Comunista Estadounidense, en la lista negra del Comité de Actividades del Macartismo y que en su comparecencia ante éste en agosto de 1955 se negó a dar nombres y se enfrentó  por motivos ideológicos sin amedrentarse ni renunciar a sus ideas) por demasiado rebelde.
   Para su creación ha usado un cóctel con tres interpretaciones, dos autóctonas por aquello del  guiño a la pulserita patria de la muñeca.
   Cogió una pizca de un clásico foráneo,"Lo que el viento se llevó” y a la Mammy de Hattie Mc Daniel siempre dispuesta al “Sí, señoritos del IBEX”, la voz de Gracita Morales con sus “¡Señoraaaa!“ y “¡Señoritoooo!”  para dirigirse a quien manda y la cojera de Paco/ Alfredo Landa en “Los Santos Inocentes” siguiendo  sumisa  la voluntad del señorito Iván por disparatada que sea. Al agitar la mezcla en su interior con toda la mala leche acumulada,  ha salido convertido en un nuevo superhéroe, el Capitán Aposteriori ( juntas las palabras) que desde el sábado 13 de marzo pasea su disfraz, con capa y todo, por redes y balcón.
      Merece que recorramos un poco su biografía. Antes de recibir los superpoderes  se conformaba con ser "Español Indignado".Ya se sabe:  un  bulo por aquí, un chalet por allí , Venezuela y los bolivarianos más el "A por ellos" por allá,le era suficiente para pontificar sobre las plagas que el gobierno socialcomunista de Sánchez y "el Coletas"-al diablo no hay que darle nombre propio- traería al país. En su interior  sentía un vacío de estómago, un " rae-rae" que no acababa de despegar.
      Cuando asomaron las primeras noticias de Wuhan, cruzó los dedos pues  uno de los componentes del "eje del mal" recibía al fin su merecido castigo  aunque ni la aparición de los primeros casos a finales de febrero lograran quitarle el sueño. Sin percibirlo, estaba a punto de protagonizar su particular caída de caballo camino de  Damasco.

En Imágenes: Cruda Realidad

Goval
Colectivo Prometeo


sábado, 4 de abril de 2020

Julio Anguita:entrevista en Cuarto Poder


Fuente:Cuarto Poder
 
[Hoy nuestro compañero del Colectivo Julio Anguita concede a " Cuarto Poder"  una profunda y reflexiva entrevista que te recomendamos leas tranquilamente]
 Sato Díaz
    Conversamos con Julio Anguita (Fuengirola, Málaga, 1941). Este maestro y profesor de Historia jubilado y exsecretario general del PCE y excoordinador federal de IU pasa el confinamiento en Córdoba, trabajando, como él dice, leyendo, reflexionando, escribiendo. La pandemia del coronavirus está poniendo contra las cuerdas, más allá de la crisis sanitaria, el modelo político, social, económico y geopolítico. Muchos pensadores señalan que cuando esto pase, nada será igual, le otorgan una condición catárquica al momento. Anguita comparte con cuartopoder sus reflexiones sobre lo que ocurre y lo que ha de venir.
- ¿Cómo se encuentra? ¿Qué tal lleva estar encerrado en casa?
- Llevaría mal estar en casa en condiciones normales, pero ahora es necesario resguardarse. A parte, he tenido la ocasión de empezar a arreglar mi biblioteca y archivo, fichando cada libro, cada revista. Me he encontrado con un trabajo que me ayuda a estar encerrado, porque a mí me gusta la calle, me gusta mucho salir, pero en fin, es lo que hay.
- Esta crisis ha puesto de manifiesto que no hemos dado la importancia a lo público que deberíamos haberle dado.
- Sí. Y algo más gordo todavía. Esta crisis ha puesto de manifiesto varias cosas. La primera, que estábamos confortablemente instalados una parte de la sociedad, de la política, la cultura. Recogiendo el drama benaventino de la La ciudad alegre y confiada, no estábamos en el mejor de los mundos. Se pensaba que las epidemias y las hambrunas pasaban en otros sitios, que la gente que venía en pateras venía de otro mundo extraño... Nos hemos dado cuenta que nosotros también somos débiles. Hemos montado nuestro bienestar sobre algo con los pies de barro. Esto, de pronto, se nos ha venido en lo alto.
La segunda cuestión, que todo el discurso neoliberal de que el Estado no sirve y lo importante es la iniciativa privada se ha venido abajo. Hoy, todo el mundo, empezando por el capital privado, las empresas privadas, las que han sido privatizadas, piden que el papá Estado intervenga. Eso sí, algunos lo piden con un gran descaro, porque mantienen que el Estado asuma los salarios de los empleados de las empresas y después que se bajen los impuestos.
Esto también ha puesto de manifiesto una cosa muy importante, la tercera: ya nada puede ser igual. Estoy viendo con inquietud que se quiere ir a unos nuevos Pactos de la Moncloa, a mí esto me preocupa. Si hacemos una reedición de los Pactos de la Moncloa, mal lo van a pasar los trabajadores, sobre todo los precarios y toda la gente que en estos momentos está malviviendo.
Lo cuarto: que todo el sistema laboral español, la industria española y el sustrato económico está montado sobre bases falsas. Todo sobre un trabajo en precario, que es el que más está padeciendo esto. ¿Qué tipo de empresas son las que hay? Esto nos obliga a todos a replantear otra forma de pensar, incluso a dónde va la Unión Europea. Esto no se puede dilucidar de un día para otro, pero nos obliga a pensar que volver otra vez a lo que había es imposible.
- ¿Cómo valora las medidas del Gobierno tomadas hasta ahora de carácter económico y social?
- Para mí ha estado bien que han tomado el toro por los cuernos, han dado la cara y están dando una impresión de que hay Gobierno, más allá de los errores, que los tienen. Hay Gobierno y están tomando las decisiones que tienen que tomar. Es verdad que podrían haberlas tomado antes, es verdad que se han demostrado ciertas deficiencias, es cierto. Pero sí que es cierto también que la población española sabe que hay Gobierno y que están gobernando.
Esto es muy importante, porque ante determinadas críticas y la situación se han encontrado, que debería haberse previsto mejor por este Gobierno y por los anteriores, desde hace años, están dando confianza, están tomando medidas plausibles, que hay que tomar. Sobre todo, partiendo de algo que yo reivindico: el interés general está por encima de todos los intereses particulares. En eso, el Gobierno tiene que ser consecuente.
- ¿Nota, en este sentido, la presencia de Unidas Podemos en el Consejo de Ministros?
- Creo que sí, pero a mí no me gusta arrimar el ascua a ninguna sardina. Creo que es evidente que en el Consejo de Ministros ha habido debates. Esto, que se ha criticado, yo creo que es bueno. Malo es que un Consejo de Ministros no debata, pues significa que alguien se dedica a tomar las decisiones y el Consejo de Ministros a decir amén. Esto es una acción de Gobierno democrática, si hay debate tiene que haberlo, a veces puede ser encrespado porque hay distintas visiones ante un problema. Lo importante es que después todos vayan a una. Es decir, esa crítica de división por el debate en el Gobierno. ¡Claro, ha de ser así! Eso no puede ser criticable, lo que es criticable es que después no haya unidad de acción y en estos momentos la hay.

Moral y confianza




Ángel B. Gómez Puerto.
Doctor en Derecho 
Profesor de Derecho Constitucional de la Universidad de Córdoba.

      Posiblemente esta tribuna de opinión es las más breve que haya escrito, pero el mensaje que quiero transmitir a las personas con las que formo sociedad, pueblo, es bien sencillo.
La pandemia mundial que nos asola es tremenda y desconocida. La comunidad científica, diezmada en los años de gobiernos “liberales” y conservadores, esa década terrible para lo público, se afana sin límite de horas de trabajo en descubrir posibles soluciones, pero obviamente, estos procesos de investigación médica no son inmediatos.
   Los distintos servicios públicos (sanitarios, emergencia civil, educativo, etc) tratan, con mucho esfuerzo, de combatir los efectos letales y sociales de la pandemia. Esta es una de las cuestiones que no debemos olvidar, lo importante, trascendental, que es contar con una red pública que garantice nuestra seguridad material y emocional.

viernes, 3 de abril de 2020

Córdoba en Común exige una Renta municipal urgente

  • Córdoba en Común considera que "no es justo que el súperávit se destine a la deuda bancaria cuando miles de familias se han quedado sin ingresos a causa de la crisis por el Covid-19".
  • La Renta Municipal podría aliviar la situación económica de hasta 1.200 familias cordobesas.


COMUNICADO DE PRENSA DE CÓRDOBA EN COMÚN
Córdoba, 3 abril 2020.- Ha llegado el momento de que el Ayuntamiento de Córdoba cree una renta municipal complementaria en nuestra ciudad. Una ciudad como la nuestra, que antes de esta crisis ya tenía unos indicadores sociales muy preocupantes, se va a ver abocada, cuando salgamos de esta pandemia, a una situación social desgarradora como no se ponga el foco en rescatar, esta vez, a las personas.
Córdoba en Común considera que nuestras administraciones, sean del color que sean, deben remangarse y poner toda su capacidad e inteligencia en que nadie se quede descolgado ni desamparado ni abandonado.
Y es que los ayuntamientos, a pesar de no tener capacidad legislativa, tienen un papel trascendental al ser la administración que más cerca está de las personas y la primera a la que estas acuden.
Creemos que una herramienta que puede ser muy beneficiosa para este fin, sería la creación de una renta municipal, complementaria a otras ayudas económicas de otras administraciones. Consistiría en una ayuda mensual durante un periodo mínimo de un año, con posibilidad de renovarse mientras la situación de precariedad se mantenga, a familias y personas en situación de exclusión, riesgo de estarlo o sin medios suficientes para subsistir.
Entendemos que este programa tendría que tener una dotación mínima de 5 millones de euros anuales y se tendría que buscar la manera de ir aumentándolo progresivamente.
Presupuestos municipales sin ejecutar
No estamos hablando de mucho dinero teniendo en cuenta el número de familias que pasan por dificultades, ya que la cantidad que se queda sin ejecutar en los presupuestos municipales es mucho mayor, en ocasiones han sido de más de 20 millones de euros, debido a las dificultades normativas para ejecutar el presupuesto y la falta de personal municipal.


Este programa podría alimentarse financieramente de estas cantidades que se quedan sin ejecutar y además sería una herramienta para posibilitar la ejecución del presupuesto con una alta rentabilidad social.
La legislación, salvo algunas excepciones, obliga que el superávit presupuestario se invierta en reducir la deuda con los bancos, reducción que incluso a veces lleva comisiones financieras. No nos parece ético que en los momentos en los que estamos, si hay superávit, este se lo lleven los bancos, debe ir a manos de las personas, de las familias que más lo necesiten.
Nos pueden decir que sí, que esto debería ser así, pero que estas normas deben ser cambiadas desde el gobierno, y estamos de acuerdo, pero mientras no lo hagan o mientras dure este cambio ¿qué hacemos con quienes necesitan ayuda económica?
Proponemos que para que este superávit se pueda invertir en esta renta municipal, mientras la legislación no cambie, cada área evalúe periódicamente (trimestralmente, por ejemplo) si van a poder ejecutar sus partidas presupuestarias, en caso de ver que hay cantidades que no les va a dar tiempo ejecutar se puede mandar a Pleno una modificación presupuestaria que mueva esas cantidades a la partida de la renta social municipal, y si se hiciera bien, esta partida podría superar los 10 millones de euros anuales (teniendo en cuenta lo que se deja sin ejecutar en otras áreas).
Si pusiéramos una media de 684 euros (umbral carta social europea) de ayuda por familia, esta renta podría alcanzar entre 600 y 1200 familias.
Este programa precisaría de un reglamento que dejara claro quién puede acceder a estas ayudas, las condiciones, limitaciones e incompatibilidades con otras ayudas similares. Debe dejar claro también que no se invaden competencias de otras administraciones ya que estaríamos hablando de ayudas temporales y no de pensiones o similares.

Compartimos plenamente portada y mensaje de El Jueves


Europa Laica: Vídeo campaña IRPF 2020


Los compañeros y las compañeras de Albacete Laica han realizado este pedagógico y corto vídeo que explica perfectamente lo que significa sostener con tus impuestos al aparato político- ideológico de la Iglesia Católica y su jerarquía ultraconservadora.Difunde

miércoles, 1 de abril de 2020

El gran fraude de la Patronal española


Jorge Alcázar

Colectivo Prometeo
     Han transcurrido apenas 24 horas desde que el gobierno endureciera las medidas de confinamiento y la paralización de amplios sectores de la economía nacional. Ha transcurrido algo más de un día, y las críticas por parte de la derecha española y sus medios, por un lado, y de la patronal, por otro, han empezado a desarrollarse de forma fulgurante. Estas dos caras de una misma moneda están sacando toda su artillería para atacar las medidas adoptadas por el gobierno de la nación, y no les va a doler en prendas a la hora se socavar la credibilidad del mismo, como así estamos empezando a ver ya desde determinados sectores1, a fin de preservar el status quo que ostentan.
No es objetivo de estas líneas justificar tales medidas. Tampoco lo es aplaudir o censurar la posición del gobierno y sus actuaciones durante esta crisis sin precedentes. Ante lo desconocido y sobre lo que se es un ignorante, es mejor desarrollar prudencia y escuchar, para luego, con argumentos de peso y experiencia, valorar. El objetivo de este artículo es el de corregir, o más bien desnudar, las mentiras que desde el poder económico y sus secuaces políticos y mediáticos se han vertido acerca de unas cuantas cosas que se han dicho.
Durante el día del lunes 29 de marzo, el presidente de la patronal, Antonio Garamendi, recibió audiencia por parte de los grandes medios de comunicación del país. En una entrevista concedida a TVE exhibió su profundo malestar por el decreto que el gobierno acababa de aprobar horas antes, indicando que la paralización de la economía (en sectores no esenciales para la situación del momento) era un error de magnitudes incalculables. A la par, se aprestó a decir que la empresa española es la que genera la riqueza nacional, y que desde el momento cero, esta estaba al servicio del país, así como de la salud de los españoles.

Europa Laica: Campaña Renta IRPF 2020



CAMPAÑA ANUAL DE LA DECLARACIÓN IRPF-2020

DEFENDER LO PÚBLICO ES GARANTÍA DE ATENCIÓN Y SOLIDARIDAD, MÁS AÚN ANTE SITUACIONES DE CRISIS. LA SANIDAD PÚBLICA NECESITA MÁS RECURSOS.
EUROPA LAICA PROPONE A LA CIUDADANÍA NO MARCAR LA CASILLA DE LA IGLESIA CATÓLICA NI LA DE FINES DE INTERÉS SOCIAL.

TODOS LOS IMPUESTOS DEBEN QUEDAR EN LA HUCHA COMÚN PARA CUBRIR GASTOS GENERALES, NO PARA SUBVENCIONAR A ORGANIZACIONES PARTICULARES.

LA IGLESIA CATÓLICA DEBE AUTOFINANCIARSE Y PAGAR IMPUESTOS.

Coincidiendo con el periodo oficial de la Agencia Tributaria para la Declaración de la Renta-IRPF, Europa Laica pone en marcha su campaña para proponer que NO SE MARQUE NINGUNA DE LAS DOS CASILLAS DEL IRPF, NI A LA IGLESIA CATÓLICA NI A FINES DE INTERÉS SOCIAL.
Estamos en un momento excepcional para la sociedad, haciendo frente a una epidemia que, además de la crisis sanitaria que ha generado, también abre una crisis social y económica de dimensiones muy profundas. Europa Laica reclama al Gobierno y al poder legislativo que impulse unos presupuestos y una política fiscal que tengan como objetivo los derechos sociales, el reforzamiento de Servicios Públicos universales, bien financiados y de calidad, la ayuda a las personas y el apoyo al tejido productivo, como garantía de la solidaridad social. Nos oponemos a planteamientos asistenciales caritativos o marcados por el beneficio privado. No se pueden desviar impuestos y recursos públicos a organizaciones particulares.
Quien marca alguna de estas casillas detrae de los Presupuestos Generales del Estado el 0,7% de sus impuestos (el 1,4% si marca las dos) que subvencionan directamente a organizaciones privadas como son la Iglesia católica y ONGs, por lo que la hucha del Estado queda con menos dinero para atender gastos comunes tan necesarios en Sanidad, Educación, Asistencia social, Pensiones, Infraestructuras, etc.

martes, 31 de marzo de 2020

Tontilandia en tiempos del coronavirus

 
Bosco:La Nave de los Necios de viaje al País de los Tontos

Antonio Pintor Álvarez
Colectivo Prometeo 
 Médico
    La psiquiatra Elisabeth Kübler Ros desarrolló un modelo de cinco etapas (Negación, Ira, Negociación, Depresión y Aceptación) para ayudar en el duelo a pacientes que se enfrentaban a la muerte. Posteriormente su uso se extendió a cualquier situación que suponga una crisis existencial como la pérdida de un ser querido, el trabajo, la ruina económica o un divorcio. A efectos de los comentarios que voy a exponer solo consideraré las dos primeras etapas, Negación e Ira, por ser las que estamos experimentando ante la epidemia del coronavirus.
    Desde que se comunicaron los primeros casos en el mes de diciembre en China hasta mediados de marzo, en nuestro país TODOS estábamos instalados en la fase de “negación”. Solo tenemos que echar la vista atrás y mirar nuestra conducta en esos días. Comprobaremos que “la vida seguía igual”, aunque mirando de reojo a nuestros vecinos italianos pero no sintiéndonos, aún, vulnerables.   Incluso en el ámbito sanitario, las medidas de protección por parte de los profesionales eran bastante tímidas, de manera que en el mismo hospital podías ver a profesionales protegiéndose con guantes y mascarillas junto a otros con solo guantes o sin nada. De esto fui testigo el 27 de febrero en las urgencias del Hospital Reina Sofía de Córdoba donde la médica que nos atendió no disponía de mascarilla porque ¡habían desaparecido! Evidentemente nadie que pensara como real lo que se nos venía encima sería capaz de llevarse este tipo de material. Aún estábamos en el “por si acaso”.
     Aunque analizar con mirada crítica lo ocurrido es necesario y conveniente para corregir errores y deficiencias, no lo es menos que se debe hacer desde la honestidad, mirarnos al espejo y decirnos si, cada uno al nivel de responsabilidad que le corresponde, estaba actuando de manera diferente al estado de negación. Evidentemente hay grados de responsabilidad pero nos puede dar una pista de cómo estaba el patio en aquellos momentos y, de esa manera, poner un poco de humildad para ser más comprensivos con quienes, a pesar de la incertidumbre y la gravedad de las medidas a tomar, tenían la responsabilidad de hacerlo. Lo que hoy observamos es que, apoyándose en la información que facilitan los técnicos en materia de salud, desde el concejal del municipio más humilde hasta la presidencia del gobierno están haciendo lo imposible porque salgamos de esta pandemia.
Lamentablemente, existe un estado mental que denomino “Tontilandia” el cual, aunque no es exclusivo de ningún país o territorio concreto, puede afectar con más frecuencia a unos lugares que a otros. Nos sirve de pista para sospechar donde es más frecuente saber que existe una relación directa con el “índice tabernil” (número de bares o tabernas por habitante) y una relación indirecta con el “índice lector” (número de libros leídos por habitante). Es decir, a más tabernas y menos libros leídos más afectados. Otro dato significativo es continuar anclados en el Medievo por lo que se sigue recurriendo a la ayuda de dioses y similares para enfrentarse a los problemas.

Declaración Socialismo 21 sobre la Pandemia


 Con la defensa de la sanidad pública y la acción solidaria venceremos el Covid-19 ¡Por el cambio de rumbo y la superación del capitalismo neoliberal!

 Socialismo 21 web: https://socialismo21.net/

     La pandemia del COVID-19 ha puesto al desnudo el fracaso y perversión del capitalismo global.
 Su incapacidad para organizar una rápida, coordinada y efectiva respuesta a la expansión del virus, y atender debidamente a las personas contagiadas, quedarán grabados en la historia y conciencia de la clase trabajadora y del conjunEl El actual sistema dominante, levantado sobre la exaltación del mercado contra la intervención del Estado, la primacía de lo privado frente a lo público y el estímulo del consumismo, ha estallado y está condenado a desaparecer.
    El uso de la salud como una mercancía en la globalización capitalista ha significado el abandono y recorte de los sistemas públicos sanitarios, su progresiva privatización y el debilitamiento de la investigación pública en medicinas y vacunas. En España hay que añadir la ausencia de una verdadera industria pública de productos farmacéuticos, de protección sanitaria, y la modesta e insuficiente fabricación privada de respiradores, etc.
   Los efectos terribles de la primera ola de la pandemia en la salud y vida de los seres humanos son un anticipo de la grave crisis económica y social en gestación, como consecuencia de las medidas de confinamiento de la población y del paro productivo en importantes sectores de la industria y servicios, agravada en el caso de España por el desplome del sector turístico que representaba en 2019 el 15% del PIB.
    La dimensión de esta crisis económica y social dependerá de la duración de la primera ola de la pandemia, de la obtención de la vacuna que facilite la inmunidad de la población ante las siguientes olas pandémicas, pero también de las características y efectividad de las medidas económicas que se pongan en marcha para reforzar la sanidad pública, evitar la quiebra de numerosas empresas, de medidas laborales para impedir los despidos, la derogación de las reformas laborales que precarizan el empleo. También del gasto social para cubrir las prestaciones de desempleo, alquiler, o de una renta garantizada o básica que permita cubrir las necesidades a las personas y familias en situación de vulnerabilidad.

domingo, 29 de marzo de 2020

Coronavirus, impuestos y cruces

Caricatura "La Flaca".Siglo XIX

José Antonio Naz
Colectivo Prometeo
    Cuando llevamos varias semanas en este encierro obligatorio y necesario confinados para combatir la pandemia se nos anuncia la inminente campaña de declaración de la Renta. Si en otras ocasiones no lo hemos hecho, en este momento de paralización de gran parte de la actividad y con el tiempo que nos da la reclusión quizás debamos permitirnos alguna reflexión.
    Cuando vemos al gobierno planteando medidas para combatir la pandemia e intentar mantener la vida y la supervivencia de toda la población, debería sernos fácil pensar en la importancia de los impuestos, y de una buena fiscalidad que permita una recaudación suficiente y justa de los mismos.    
Frescos Hrastovlje- Eslovenia
    Se necesitan muchos recursos para garantizar el buen funcionamiento del sistema sanitario frente a la epidemia, pero también para atender a los millones de compatriotas que han perdido su empleo, o de autónomos y pequeños empresarios que se quedan sin actividad productiva. Y para ello se necesita dinero, que tiene que venir de cada ciudadano o ciudadana, de manera progresiva en función de su riqueza, según la Constitución
Si dedicamos un poco de todo este tiempo a comprobar datos, observaremos con asombro que este principio constitucional no se cumple, que las grandes sociedades pagan menos impuestos que la clase trabajadora, como esos médicos o enfermeros que están luchando por salvarnos la vida en momentos tan trágicos como los actuales, o todas las personas que hacen posible el suministro básico para poder mantener el aislamiento mayoritario que permita acabar con este reguero de contagios y muertes. Y podemos pensar en los miles de millones de fraude fiscal, en los miles y miles de millones de esos “patriotas” en los paraísos fiscales; en los regalados a la banca, los pagados a instituciones como la monarquía (además de los que ella se procura por “otros medios”). O en las exenciones, privilegios y aportaciones directas a una institución privada como la Iglesia Católica (se estima en unos 12mil millones anuales).

¿Es posible un futuro mejor?

Monet:"Impresión, sol naciente"


Juan García Ballesteros
Presidente del Colectivo Prometeo

Llevamos varias décadas sufriendo crisis, sobre todo económicas. Después de cada una de ellas la situación social ha ido empeorando, de forma dramática, machacando cada vez más a la clase trabajadora. La última (2008) también ha afectado gravemente a las clases medias profesionales, a los autónomos y a las FYMES. Durante todos estos años de implantación e imposición del sistema capitalista neoliberal, se han aumentado considerablemente las diferencias entre 1 % de ricos y el 99 % de la población. Y ha ocurrido, que una parte importante de la ciudadanía, se haya visto condenada a padecer una situación de supervivencia en unas condiciones de vida miserables. Mucho se ha quedado por el camino y muchos derechos conquistados perdidos (laborales, sociales y políticos). Tantos recortes, tanta austeridad y tanto desmantelamiento de “lo público” ha ido dejando una estela de precariedad laboral, exclusión social y pobreza extrema. Ahora vemos las consecuencias.
Este sistema depredador, sin escrúpulos ni piedad durante mucho tiempo, ha logrado inmovilizar, frenar cualquier posibilidad de rebeldía de tantos millones de sufridores, mediante la inoculación del virus del conformismo, del individualismo, la resignación y del discurso que “estamos en el buen camino”. Para ello, contaban con aliados poderosos: como los grandes medios de comunicación, propiedad de los poderes económicos, con voceros periodista e intelectuales pesebreros, con los partidos de la derecha extrema y la socialdemocracia aliados y con determinados sindicatos “de clase”, vendidos. Funcionaban, como un reloj suizo los mensajes catastrofistas, inculcando un miedo perverso, si los millones de perjudicados se rebelaban contra tanta injusticia. Así se lograba que la sociedad, incluso la más depauperada, estuviera tan sometida que aceptaba las tesis de los poderosos.

viernes, 27 de marzo de 2020

Julio Anguita: Ya nada será igual



Obra de Bansky

Fuente:El Economista

Julio Anguita
Colectivo Prometeo

    La pandemia pasará y dejará un rastro de víctimas mortales considerable, al menos para esta parte del mundo nada acostumbrada a tragedias como ésta. Súbitamente, la realidad nos ha mostrado cuán vulnerables somos y cuán vulnerables podemos llegar a ser. Vulnerables como especie imbricada en la dialéctica vida-muerte, de la cual no podemos evadirnos, pero vulnerables también según el tipo de sociedad en la que estamos viviendo.  
   En la Edad Media histórica -y en las particulares manifestaciones de la misma, fuera ya de su tiempo oficial específico– plagas, epidemias y pandemias era asumidas como señales inequívocas del castigo divino; es decir, al dolor y sufrimiento se le añadía además, un surplus de pecado y culpabilidad. Incluso las expectativas de una recompensa ultraterrena eran dudosas e inciertas ante la existencia de un infierno en el que se precipitaban las almas de quienes habían incurrido en las iras de un dios colérico y vengativo.

La Ilustración primero, los avances de la ciencia y la técnica después, aunados por las revoluciones y cambios socioeconómicos posteriores, condujeron al reconocimiento universal de los DDHH y del llamado Estado del Bienestar. La muerte seguía siendo inevitable pero la vida era un bien en sí mismo y como tal había que cuidarlo, potenciarlo y hacerlo cada vez más duradero en el tiempo y en la calidad del mismo. La vida como bien personal, pero también y a la vez, como proyecto social compartido, se erigió en el centro de la cosmovisión filosófica, social, cultural y política. Este giro copernicano conllevaba falta de perspectiva de incalculables consecuencias: el ser humano, auto-coronado como rey de lo existente, usaba y abusaba de la base que lo sustentaba y de la que formaba un todo indisoluble: la Naturaleza
    El neoliberalismo globalizador y su mística del crecimiento sostenido, la rentabilidad dineraria y el Estado mínimo, estableció una cosmovisión de incalculables y dañinas consecuencias: la vida era, en resumen, un gigantesco libro de asiento en el que el "debe" y el "haber" en términos monetarios, constituían el ideal de vida. El Índice de Desarrollo Humano (educación, sanidad, derechos sociales y calidad de vida (IDH) era preterido en favor del Producto Interior Bruto (PIB). El Estado fue presentado como una rémora que debía ser reducido a la menor expresión posible, En consecuencia, el Estado quedaba reducido a su función coercitiva y a aquellas tareas que la iniciativa privada no veía como rentables.

¡Corta el Bulo!


La ambición de una Iglesia que se adapta a todo


Pepe Aguza
Colectivo Prometeo
Como rezan en sus sentencias matrimoniales “En lo bueno y en lo malo, en la salud y la enfermedad…”, el caso es no renunciar a sus actos y beneficios.
Leo con asombro, como en estos aciagos días que vivimos por la pandemia vírica, la Iglesia Católica una vez más vulnera normas e ignora sus propios ciclos religiosos.
Se inventa su historia según intereses, modificando fechas y actos … en definitiva es lo que ha venido haciendo siempre a través de los tiempos y más adelante explicaré.
De momento me centro en la información de la Diócesis de Córdoba y su obispo a la cabeza, como no podía ser menos, sobre el cambio de fechas en la celebración de la Semana Santa. Lo que habitualmente se ejecutaba en primavera, este año “por castigo epidemiológico divino” se pretende trasladar a septiembre… ¡pues ya puestos, podía hacerse en agosto, que en Córdoba hace una fantástica temperatura de 45º o más y supondría un perfecto sacrificio para los cofrades con sus túnicas y capiruchos!.
     Al parecer el Obispado de Córdoba ha acogido muy favorablemente las directrices del Decreto “En tiempos de covid-19” marcados por el Vaticano y la Congregación para el Culto Divino y Disciplina de los Sacramentos, del lumbreras catedralicio Robert Sarah y respaldado por el arzobispo secretario Arthur Roche.
    No hay que olvidar, que todos estos actos, siempre conllevan unos importantes ingresos económicos para la Iglesia y por eso se dan las instrucciones de como realizar las celebraciones religiosas previstas para futuras fechas.
El citado decreto reconoce que los obispos tienen la facultad de posponer estas celebraciones a fechas    posteriores y en su anexo final hace referencia a las procesiones como expresiones de piedad que podrían ser trasladadas a otros días más convenientes de septiembre… o sea todo sea por el negocio y me gustaría saber qué entienden por expresiones de piedad.
Para la celebración de los pasos procesionales, la Agrupación de Hermandades y Cofradías de Córdoba, ya tenían vendidos el 94´8% de los abonos de los palcos de la carrera oficial y el 33´7% de las sillas, de los que aún no se han devuelto su dinero, alegando que cuando pueda reunirse la Junta de Gobierno de la Agrupación, se tomarán las decisiones pertinentes.

Polvos y Lodos



Remedios Copa
Colectivo Prometeo
     El coronavirus nos ha golpeado en las narices con una contundencia tal que ya no permite eludir la realidad. Una realidad que exige la cohesión proactiva para hacer frente a una catástrofe que necesita aunar sinergias en una misma dirección.
   Para empezar y sin ánimo de gastar mucho esfuerzo en ello, debo decir que duele el oportunismo y la falta de sensatez, (por decirlo del modo más suave y benevolente posible), cuando el dirigente del PP dedica horas y horas de pantalla en las televisiones y titulares de prensa a mansalva criticando al Gobierno en cuanta medida toma y dándole vueltas a la matraca con que no se debió de autorizar la manifestación del 8 de Marzo.
   Está claro que tanto al PP como a Vox el Movimiento Feminista le escuece tanto como el Vicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, y demás miembros de Unidas-Podemos en el Gobierno. De no ser así, no se entendería como ninguno de los dos partidos parece tener conciencia, (porque no lo mencionan nunca), los más de 5.500 encuentros deportivos que se celebraron en España en esa fecha, el Congreso de Vox en el que por cierto acudió Sr. Ortega Smith después de un viaje a Italia, las 18.000 misas celebradas en ese fin de semana, además de conciertos, teatro, cine y demás espectáculos de los que la gente disfrutó porque en ese momento no había constancia de la gravedad de la situación. Por lo tanto, seamos serios.

jueves, 26 de marzo de 2020

Mala gente que camina...


Juan Rivera
Colectivo Prometeo

… O lleva días confinada en casa por el Covid 19, pero que con su actitud da la razón a Antonio Machado cuando en su poema “He andado muchos caminos” del libro “Soledades” remataba el verso con un rotundo “y va apestando la tierra...”.
    Desde que el sábado 13 de marzo el presidente Sánchez anunció el estado de alarma en España ante la expansión descontrolada del Coronavirus, nadie duda que la desdicha ha hecho aflorar los elementos más positivos de nuestra sociedad: generosidad, entrega, altruismo, solidaridad, reconocimiento a la labor social y profesional de distintos colectivos...
   Y éstos se han encarnado en los    trabajadores y trabajadoras de Sanidad , muros de contención desde que la epidemia saltó de un cuerpo a otro, de una ciudad a otra, sin distinguir clases, para luego ,transmutados en Dignidad ,recorrer todos los sectores laborales: limpieza, educación, alimentación, industria, cuerpos de seguridad, servicios sociales...  esos curritos que con  su trabajo presencial o telemático mantienen en estos días de zozobra  a la sociedad en pie. Con el mérito añadido de no  recurrir ni a rogativas n al paseo  de imágenes.  Esfuerzo colectivo a pelo, solo guiado por la  voluntad de arrimar el hombro para solucionar el problema.
    Pero  junto a lo encomiable, también aparece Lo Negativo, el aliento pestilente de quien aprovecha el río revuelto de nuestras incertidumbres para aplicar su manual facha. 
 Todos sabemos que es  una reedición hispana mal traducida de un refrito mezcla de distintos excrementos mentales extraídos del nazismo clásico ( manipulación, triunfo de la mentira, tesis de Goebbels...) a los que adoba con gotas de caspa autóctona fundiendo “Santiagos y cierra España”  brazos incorruptos,mantos de vírgenes y brazos echados por  encima del lacayo de turno para que no olvide la diferencia de clases. En Cuba el engendro de alambique surgido del magma tiene  un nombre claro y rotundo: “Comemielda”.
   Nuestro individuo aprovecha la cuarentena para representar el papel que más le gusta.¿ Te acuerdas de Perfectus Detritus, el personaje que aparece en el  álbum de Astérix , “La Cizaña”? Pues ya lo tienes.

La Educación Pública al frente

 
Marea Verde Palma

 
Aula vacía

Jorge Alcázar
Colectivo Prometeo
 Profesor de la Pública

    Sirvan estas líneas como reconocimiento a los centenares de miles de docentes de la Pública. Ánimo compañeros. Sirvan también como apoyo para todos nuestros alumnos y alumnas, y para sus familias. Estamos con vosotros/as, siempre. Sirvan de la misma forma como herramienta dialéctica de denuncia y crítica hacia unas administraciones y unos administradores torpes y cobardes. Enfrente nos tendréis.
    Va ya para semana larga que se interrumpieron nuestras vidas. El quehacer diario se rompió, pero todavía resuena en nuestros oídos el último eco infantil en las escuelas, la última voz adolescente en las aulas. No ha sido mucho el tiempo medido en horas y días, mas largo se nos muestra cuando vemos la distancia que media de aquella última imagen de un patio o de una sala de profesores, a hoy. Y en esta corta distancia temporal, que no emocional, profesores/as y maestros/as hemos comprendido la altura de nuestro cometido. En tiempo récord, con muchos esfuerzos y dificultades, poniendo nuestros propios medios y recursos a disposición de nuestra tarea vital –dar la mano al otro para que se eleve y nos supere-, huérfanos de recursos e instrucciones por parte de nuestras administraciones, nos hemos arremangado a fondo para retomar el contacto -raíz esencial- con nuestros alumnos/as, para hacernos más visibles que nunca en estos duros momentos, cuando se nos necesita más si cabe que antes.
Ahora, cuando millones de trabajadores/as de nuestro país se están elevando sobre sí mismos en su grandeza, con el personal de la Salud Pública a la cabeza, nosotros, los docentes de la Pública, enfilamos el ejemplo y nos situamos al frente, sabiendo que de estos hombres y mujeres se hace un pueblo.

miércoles, 25 de marzo de 2020

Vicenç Navarro: Lo que se está ocultando en el debate sobre la pandemia




     En este tiempo de turbación no podemos olvidar al elemento que más ha agravado la situación: la salvaje ola de recortes y privatizaciones de la Sanidad Pública española ( y de otros servicios públicos esenciales) que, aunque afectó a todo el Estado,  tuvo como alumnos destacados en el trinomio "deterioro- cierro- privatizo" a los dirigentes políticos de las comunidades de Madrid y Cataluña. El artículo de nuestro querido amigo Vicenç Navarro que a continuación enlazamos  da argumentos más que suficientes

martes, 24 de marzo de 2020

Alternativa España: por un programa de reconstrucción nacional y social

Caricatura.Sátira política siglo XIX

Fuente:Cuarto Poder

“Creo en ti, patria. Digo
lo que he visto: relámpagos
de rabia, amor en frío, y un cuchillo
chillando, haciéndose pedazos
de pan: aunque hoy hay solo sombra, he visto
y he creído”
Blas de Otero, 1955
Manolo Monereo

       Nada será igual. Lo que no sabemos es cuando se parará la crisis del coronavirus y, sobre todo, sus costes morales, económicos, sociales y políticos. A mi juicio, la palabra clave es memoria, tener memoria de lo que ha pasado, de dónde venimos y, desde ella, hacerla fundamento de una propuesta de país, de eso que llamamos España. Hay que partir de la crisis del 2008 y recordar aquellas cosas que hoy se repiten de nuevo: refundar el capitalismo, la inoperancia de la Unión Europea, la necesidad imperiosa de la intervención del Estado, la promesa del reparto equitativo de la crisis y que nadie se quedaría descolgado. Díaz Ferrán, presidente de la patronal y hoy creo que en la cárcel, lo dijo dramáticamente: hay que suspender temporalmente el mercado y las instituciones deben de intervenir de forma inmediata y radical. Luego vino lo que ya sabemos.
     Nunca se parte de cero y ya conocemos algunas cosas: 1) Nuestra fragilidad como especie; nos hemos construido desde ella, inadaptados estructuralmente al medio y carentes de especialización; somos una especie indigente que está obligada a construirse un “mundo” en el mundo, generando artefactos y obligados a un hacer constitutivo. Es una dinámica omnipresente y sin límites. 2) Animales racionales y dependientes. No hay libertad fuera de la comunidad ni derechos fuera del Estado; somos (inter)dependientes toda nuestra vida como seres humanos; lo que cambia es nuestra autonomía (relativa); lo somos en la infancia, en la juventud, como adultos y como ancianos. La contradicción más significativa es que el sistema (capitalista), no solo no reconoce estas bases de la reproducción social, sino que se opone radicalmente a ellas desde una lógica presidida por la mercantilización de las relaciones sociales. 3) No hay economía sin Estado ni sector privado al margen de las instituciones públicas. Esto se desvela siempre en las crisis y nos viene a decir que el capitalismo vive e hinca sus raíces en la reproducción social y de la vida y que, periódicamente, se enfrenta a ellas necesitando imperiosamente la intervención de los poderes públicos. 4) El Estado nación como fundamento. Podemos darle todas las vueltas que queramos, pero a la hora de la verdad, solo tenemos el Estado nación y sus fronteras. Uno siente vergüenza ajena cuando se habla de este como si fuese un demiurgo totalizante y totalizador; lo que hay es un sistema de Estados ordenados jerárquicamente que institucionalizan un determinado sistema mundo. Hay muchos tipos de Estados en sus relaciones con el capitalismo y en su modo de insertarse en la economía internacional.

Domingos Laicos de Córdoba en Paradigma Radio:Controversia sobre el debate dedicado a la Prostitución

Participantes en la Tertulia

    A raíz de una tertulia celebrada hace unas semana en Paradigma Radio con el tema de la Prostitución como eje en la que intervinieron una parte de las ponentes que lo habían hecho el 6 de Marzo en la Facultad de Derecho de Córdoba, dentro del ciclo " Debates Universitarios sobre Trabajo Sexual" que ha recorrido buena parte de las Universidades españolas y que en el caso cordobés estuvo centrado en "La respuesta del Derecho al fenómeno de la prostitución: Abolicionismo vs.Legalización", se ha generado una áspera controversia en el seno de Europa Laica cuando el boletín oficial de la Asociación publicó la emisión radiofónica ( enlace a la emisión). 

   A continuación te ofrecemos la visión de las partes implicadas en el mismo para que puedas hacerte una idea lo más amplia y fidedigna posible de lo ocurrido:
A) Comunicado del Grupo de Trabajo " Feminismo y Laicismo" de Europa Laica B) Comunicado del Grupo de Trabajo " Domingos Laicos" de Córdoba Laica C) Carta abierta de Pura Sánchez a Europa Laica D)Carta al Presidente de Europa Laica

Tiempos difíciles




Remedios Copa
Colectivo Prometeo
     Tiempos extraños, difíciles de vivir y de entender. Tiempos confusos dónde la mentira lo impregna todo de tal modo que corremos el riesgo de no atender ni a la verdad imprescindible; muchas veces imprescindible incluso para salvar la vida. Pero ya no creemos.
      No creemos porque estamos hartos de mentiras, manipulación y corrupción. Pero hoy la realidad se impone y es que afecta a nuestra vida y eso obliga a creer y la duda es ¿a creer en qué, en quiénes?
Esta etapa de aislamiento nos aboca a intentar discriminar lo cierto de lo incierto, lo importante de lo accesorio. Es tiempo de obligada reflexión.
     En primer lugar, en situaciones como la que nos ocupa, la ciencia está por encima de la mentira y, si bien es cierto que los intereses económicos perversos y corruptos gustan de meter su mano en ella, aquellas autoridades sanitarias dedicadas únicamente a la asistencia y la investigación, (a esa investigación pobre y mal pagada), cuyas voces no hablan al dictado de ninguna multinacional ni de ningún cargo político relevante, deberían ser fuente de información recomendada.
Es tiempo de aislamiento y de reflexión. En el aislamiento caben dos posibilidades bien distintas; la primera puede generar rebeldía, victimismo o ansiedad; la segunda nos facilita un tiempo de reflexión maravilloso para que recapacitemos y comencemos a forjar un imaginario de futuro bien distinto del que nos condujo a la situación que estamos viviendo. Cuando todo pase, porque pasará aún a costa de vete tú a saber qué precio, este espacio de “parada en el tiempo” tiene que dejar en nosotros forzosamente una huella.

lunes, 23 de marzo de 2020

Córdoba: Solidaridad con el Centro Social Rey Heredia


Julio Anguita:Ensayo general

Calle de Wuhan.Getty Images


Fuente:El Economista

Julio Anguita
Colectivo Prometeo
 
    El coronavirus se expande por España y en consecuencia el Gobierno ha decretado el Estado de Alarma. Una parte dela ciudadanía ha asumido que debe seguir las instrucciones de las administraciones públicas y de las instituciones. Sin embargo muchos otros han creído que era la ocasión para tomar unas vacaciones y se han ido de casa hacia lugares de descanso; huían del virus y tal vez lo hayan difundido. Las fuerzas políticas de la oposición se han sumado -con alguna reticencia- al mensaje gubernamental de que estamos ante una situación excepcional corroborada por las calles vacías y que exige acopio de fuerzas y sintonías operativas.
    Hay una especie de estupor ¿cómo es posible algo que parece retrotraernos a la peste medieval y a otras catástrofes que creíamos ya desterradas de nuestro mundo? La ciudadanía de a pie -pero también políticos y creadores de opinión- se han dado cuenta de que la benaventina "ciudad alegre y confiada", puede ser tan vulnerable como otros mundos exóticos, lejanos y oficialmente retrasados.
    Súbitamente y para una parte de la opinión pública, el Estado cobra un protagonismo que en tiempos de bonanza económica o seguridad sanitaria habría sido contestado y criticado. El pequeño empresario, el trabajador precario, el sector turístico, claman por inmediatas compensaciones en esta hora de inquietud. ¿Se han dado cuenta de que en las horas de vacas gordas hay que prevenir éstas de vacas flacas? De ser execrado y responsabilizado de todos los males, el Estado aparece como la tabla salvavidas con medios, responsabilidad y apoyatura legal para afrontar un problema que afecta por igual a toda la ciudadanía con independencia de ideologías, estatus social o nivel cultural.