sábado, 20 de octubre de 2012

La "justicia" de los ricos actúa de nuevo en Córdoba





Rafael Juan Ruiz

       Lourdes, una conciudadana de Córdoba, una madre con dos hijos y embarazada, ya está en la puta calle. Un señor juez, el del juzgado de primera instancia nº 2 de nuestra ciudad, diligente como el primero para dejar a una familia sin techo, ha mandado a su policía (¿algún politicucho tendrá la desfachatez de decir que es nuestra policía?) y a sus agentes judiciales, a la casa de Lourdes para cambiarle el bombín de la entrada con alevosía y mala lecha. No ha habido nocturnidad, pero casi. Han aprovechado que el compañero de Lourdes (otro que se jodió en su tiempo según la diputada Fabra) se fue temprano a un inservible curso del INEM, y que ella llevó a los niños al colegio, para cambiarle la cerradura, y que, a la vuelta, se encontrara con “el pastel” y con empujones y malos modos para que recogiera cuatro cosas antes de cerrarle la puerta definitivamente.
    Han dejado pasar tres meses desde que la solidaridad de la gente parara un primer intento allá por el 18 de julio. El avieso juez ha aprovechado la imposibilidad de hacer guardia permanente ante la puerta. Ha jugado con la indefensión de la familia para echarlos como perros. ¡Qué más le da si no tienen dónde ir! ¡Qué más da si provoca una situación trágica! La ley lo ampara. ¿Que la Constitución que está por encima de cualquier ley dice que cualquier ciudadano español tiene derecho a una vivienda? ¡Eso es interpretable! Lo que no es interpretable para el señor Juez es que el Sr. Emilio Botín, culpable primario de este miserable robo, le ha ordenado que eche a Lourdes de su humilde vivienda. Al Sr. Botín le da igual si ahora se la come con papas porque no hay quien venda nada. Porque el Sr. Botín, listo, hábil, que nunca llegará a delincuente porque siempree tendrá dispuesto un gobierno del turno para indultarlo, manijero absoluto de sus marionetas de turno (las tiene de todos los colores políticos) ya ha hecho previamente el truco del almendruco: le vendió esa casa, que se adjudicó en subasta, a la empresa “Propiedades Residenciales S.L.” cuyo domicilio fiscal está en ¡Luxemburgo! Es la jugada perfecta.

     Pues bien. El caso es que el responsable máximo de semejante atrocidad, el Sr. Botín, se ha ayudado de sus marionetas, que le hacen leyes “ad hoc” y que hacen la vista gorda cuando las incumple. Se ha ayudado de otro poder del Estado, la justicia, cruel con los necesitados y benevolente con los ricos. Y tiene a su disposición a las fuerzas de seguridad, que a pesar de las continuas campañas mediáticas que nos las presentan como “defensores de la ciudadanía”, hace ya muchos años que actúan como ejércitos medievales a la orden del señor feudad y sin piedad de la plebe.
     Y, debemos reflexionar el por qué ha ocurrido esto. El delito capital cometido por Lourdes es encontrarse en paro y no poder atender al pago de sus mensualidades por la casa. No es que ella haya decidido que no le paga más un duro al banco usurero que, para que ella tenga una vivienda le carga con asfixiantes intereses, cuotas y seguros. No es que se haya hecho “insumisa” (a lo mejor llegaremos al momento en que una mayoría de la sociedad así lo tengamos que plantear). No. Simplemente no tiene trabajo. Y NO TIENE TRABAJO PORQUE LOS EMPRESARIOS, LOS GRANDES CAPITALES, LOS GRANDES ESTAFADORES, LOS SEÑORES BOTÍN DE TURNO, se metieron un día en un fangal del que están saliendo a costa de nuestros empleos, de nuestros sueldos, de nuestros hospitales, de nuestros colegios, de nuestros funcionarios.
     Es decir. Esta gentuza se forró en su día gracias, principalmente, al mercado inmobiliario. Sus ganancias particulares están bien guardadas en paraísos fiscales. A sus empresas (los bancos) las arruinaron por su ambición sin límites. Fueron declarados públicamente culpables. Pero, en vez de ir al trullo por ello, los Estados les inyectan dinero público, se endeudan de una forma que jamás podremos pagar, y, finalmente, tienen el desparpajo, la inmoralidad, la caradura y la chulería de echar de sus viviendas a quienes no pueden pagarlas ya que, gracias a sus medidas políticas, no tienen trabajo o sus sueldos son miserables.
   Imagino que el Sr. Botín este fin de semana estará comiéndose las uñas porque que su niñito Fernando Alonso gane una carrera de coches. O si este fin de semana no hay carreras, puede ser, quizá, que esté con sus nietos en Disneylandia (en EE.UU., claro. París es para el populacho) Dormirá a pierna suelta. Tendrá una opípara comida, cena, “after lo que quiera”. Se lo merece. Es un hombre triunfador. Se lo ha ganado con su duro trabajo desde pequeñito. Don Juan Carlos le llamará periódicamente para felicitarle, incluso compartirán ratos de asueto. Los dos se lo merecen por su gran labor para que el país “con la unión de todos, salga adelante” (sic. del Borbón)
    Imagino que el Sr. Juez del juzgado nº 2 de primera instancia también tendrá un agradable fin de semana en compañía de su esposa, hijos y/o nietos. Seguramente el viernes por la noche quedaría para cenar con unos amigos en algún restaurante afamado de Córdoba. Y a lo mejor se tomó una copichuela para relajarse un poco de la dura semana que ha tenido que sufrir. ¡Me merezco este whisky! diría ufano. ¡Por fin me he quitado el marrón del desahucio ese! ¡Póngame otro camarero, este más cortito!   
     También puede pasar que este señor tenga algún nubarrón por su cabeza, alguna mala conciencia en forma de “demonio lourdiano” que le diga, entre sueño y sueño, que sus hijos están llorando porque no saben por qué han tenido que dejar su casa, sus pobres juguetes, sus camas, su rutina. Seguramente, el Sr. Juez tenga el alivio de ir el sábado (es mejor no dejarlo para el domingo) a misa, a confesarse, y, con un padrenuestro, dos a lo sumo, su santidad le exculpará.
     Lo siento. He hecho este escrito con mis vísceras en las manos. Llenas de bilis, de mala leche. Estoy hasta las narices (aquí si me he contenido, ¿eh?) de la hipocresía, de la mentira, de la maldad de quienes nos gobiernan, aquí, allá y acullá. Peperos, sociatas, e inesperados amigos de sociatas. Estas cosas no pueden seguir pasando en pleno siglo XXI.
     Está claro, clarísimo, que sólo la movilización social, la mayoría solidaria, puede parar esta sinrazón. No hay tiempo para más ilusiones, y menos para más desilusiones. No hay oportunidad para negociaciones sobre lo que el Gobierno plantea. No hay opción para confiar en nada más que en cada un@ de nosotr@s y, sobre todo, en nosotr@s. Tod@s, trabajadores de todos los ámbitos y sectores (funcionarios, periodistas, maestros, médicos, abogados,…) pensionistas, parados, artistas, intelectuales. Tod@s tenemos la obligación de organizarnos, de salir a la calle a reivindicar, a apoyar a las familias que se encuentran en estas situaciones, a intentar dar un futuro a nuestros descendientes, a nuestro país, ese a los que esta gente, que nos da lecciones diarias de patriotismo, han vendido a un puñado de cuatreros.
     No hay otra. Ya está siendo tarde para algunas personas, las más desfavorecidas. Pero queda poco para que sea tarde para los que se creían que a ell@s nunca les pasaría.

11 comentarios:

Anónimo dijo...

¿cómo es que hay tanto terrorista suelto? con las armas, que son utilizadas para crear ese terror, en su poder:la banca, la justicia, la policia, la corona...

Anónimo dijo...

Anonimo
Es una verdadera estafa lo que estan haciendo al pais,ningun gobierno quiere al pueblo cada vez lo tengo mas claro,no quieren que vivamos decentemente solo quieren esclavos,este capitalismo se va a la mierda, hay que salir a la calle y gritar basta ya, no nos reprensentais ladrones de vidas de un pueblo sin futuro.

Maite Cebrián dijo...

La verdad, mi querido Juan, es que lo que veo cada día con más claridad es que la "democracia" en todos los países occidentales (donde supuestamente existe, si es que alguna vez existió), está secuestrada por el gran poder fáctico de la banca. El mundo está totalmente deshumanizado y premia lo individual, además e otras cosas que sería extenso y repetitivo con respecto a lo que otros ya han dicho. Estamos desmovilizados ya de entrada, y con eso ya ganan. Nos mandan a sus "perros", (véase Orwell en la Rebelión en la Granja) y nos machacan y masacran como quieren. Ya no mandan los Gobiernos Democráticos: esa es la ilusión con las que nos quieren contentar. Manda el dinero defendido por los perros de presa que tienen bien amaestrados, en este caso en concreto el muy bien entrenado y cebado Juez de turno y sus subalternos policías al servicio del dinero y poder. Lo que no se dan cuenta es que ellos también son "prescindibles", que ellos también son unos asalariados (Muy bien pagados el uno y no tan bien los otros). Hay que buscar una salida y hay que hablar claro al pueblo, a la gente, que nos enteremos de que quien es el responsable de la crisis y que no consigan hacer lo de siempre: echarnos a pelear los unos con los otros.ESO LO SABEN HACER MUY BIEN.

Manuel Delgado dijo...

TEXTO DE LA DENUNCIA QUE LOURDES PRESENTARÁ MAÑANA:
El día19 de octubre de 2012 sobre las nueve y media de la mañana, estando abriendo la puerta de mi casa en calle………………………., de esta ciudad, antes de poder sacar las llaves de la cerradura, fui sorprendida por un empujón de la puerta y otro a mi persona apartándome de ella, sin conocer a las personas que me abordaban, aunque inmediatamente me dijeron que quedaba lanzada de mi domicilio por orden del juzgado de primera instancia número dos. No había tenido conocimiento de ninguna resolución que así lo acordara, es decir que me pudieran echar de mi casa sin previo aviso, sin disponer lo necesario, con dos hijos menores y embarazada de otro. Mi sorpresa fue en aumento cuando me dijeron que se me prohibía llamar por teléfono a mi compañero al que acababa de dejar en un curso de formación para el empleo.
El trato que recibí fue degradante y con continuas coacciones para evitar que me pusiera en contacto con alguien que me permitiera estar acompañada en ese momento, me ayudara a recoger lo más elemental para que mis hijos no quedaran sin ropa, ni lo más básico para afrontar la situación de vernos en la calle y sin posibilidad de buscar un techo, ni siquiera de pedir ayuda a las instituciones para proteger los derechos de mis hijos. Después de rogar que me dejaran entrar me sometieron una estricta vigilancia, poniendo dificultades hasta para entrar en el baño, para recoger en el mínimo tiempo que tardaron en cambiar la cerradura. No pude sacar ni a un gato pues cuando lo tenía en mis brazos para salir con él, fui agarrada con violencia para sacarme y éste se asustó tanto que saltó de mis brazos arañándome en el cuello.
A todo esto, desconozco y no he sido informada por los agentes que llevaron a cabo el lanzamiento, antes de realizarlo, de cuándo y quién lo había acordado, en el modo en que lo ha sido.

luis dijo...

Esta democrcia no es tal, esta secuestrada por terroristas de estado, el pueblo ha de reaccionar y obrar en consecuencia. Tendremos que organizar una revolucion, tomar las calles y si no es suficiente, habra que tomar las flores y clocarlas ben las bayonetas, si no surge efecto, tendremos que pensar que habra llegado el momento de tomar las.... Basta ya de palabreria, despertemos al pueblo y hagamosles reconocer la cara de su enemiguo.

Manuel Delgado dijo...

Reto a que alguien me muestre una sola verdad de los gobernantes españoles en los últimos años. Una sola promesa cumplida. Sólo son eficaces en lo que no dicen ni prometen: machacar a los ciudadanos en proporción directa a su debilidad, de forma progresiva y constante: cada vez más, a los más débiles.

Para Rajoy ayer, 40.000 millones más para la banca, es nimiedad (" un 4% del PIB"), porque ahora reconocen que formará parte de la deuda pública. Una nimiedad que evitaría todos los recortes en sanidad y educación y que es muy poco menos que toda la recaudación del IVA (48.000).

España es hoy una ONG invertida, los empobrecidos socorriendo, a la fuerza, a sus enriquecidos ladrones, cuando deciden que han perdido un poco. Cuando crean una crisis para socializar sus pretendidas "pérdidas". En realidad, en eso es en lo que consiste el capitalismo, en el robo, en un gran timo, en una gran mafia organizada para que el capital, la riqueza, se acumule sin límite en pocas manos.

Lo que los gobiernos llaman política y democracia, no es nada más que el sistema para que los de arriba sigan sometiendo a los de abajo por medio de la mentira y el miedo. La dictadura está preparada y las medidas fascistas se van imponiendo en la medida en que vamos descubriendo la jugada y perdiendo el miedo.

En esas estamos y arrieros somos, que nadie se engañe. La libertad siempre tendrá un precio, pero también tendrá la mejor recompensa, vivir tu propia vida no la que te han diseñado como esclavo. En la sumisión, el precio es la hipoteca de nuestra propia vida, ahora ya, sin ninguna recompensa.

Manuel Delgado

Pavel dijo...

Warren Buffet, la tercera fortuna del mundo, escribió recientemente: "Hay una guerra de clases, pero es mi clase, la de los ricos, la que está haciendo la guerra, y la estamos ganando".

Obviamente, Botín suscribiría estas palabras de Buffet.

Eso es lo que hay, y mientras no actuemos en consecuencia y en base a esa realidad, tenemos que asumir que sí, que la están ganando.

¿Como explicar ésto? Pues muy sencillo: han conseguido estratificar la sociedad hasta el punto de atomizarnos y somos como miles de millones de electrones orbitando alrededor de un poderoso núcleo atómico, del que no podemos escapar pero al que con nuestra infinita debilidad individual tampoco podemos acercarnos.

La diferencia radica en que al contrario de los electrones, nosotros sí podemos unirnos si tenemos voluntad suficiente para ello. Sí lo conseguimos seremos capaces de revertir la situación de forma casi instantánea, si no, estaremos condenados a 'orbitar' al antojo de los cada día más poderosos.

antonio arenas dijo...

circula por los correos lo siguiente: si una persona con hipoteca alquila su vivienda por una catidad (x) y un contrato de alquiler de por vida a una persona, el dia que no pueda pagar la hipoteca el banco se la quedaria pero a la persona que esta de alquiler no podria echarla y la cuota del alquiler la cobraria el banco la cuota de alquiler seria minima y al igual que el contrato de por vida. no se si esto lo ampara la ley si alguien entiende de esto que lo comente

Gabriela dijo...

Etoy deseando saber que se hará con el potencial de los Frentes Cívicos. ¿Cual és la propuesta, clara y concisa, para una actuación futura?.
No quiero ilusionarme con un proyecto que no sirva en la práctica para echar abajo el tinglado que nos gobierna para aniqulando derechos y vida digna.
saludos y agradecimiento.

Anónimo dijo...

A LOS QUE VAYAS SER DENUNCIADOS PARA DEAAHUCIO POR LA BANCA, EXIGUIR EL CONTRATO ORIGINAL QUE FIRMASTEIS CON LA HIPOTECA, NO LOS TIENEN SON VENDIDOS A FUERA DE ESPAÑA.

pacomiguel134 dijo...

HOla a tod@s, me llamo Francisco Toledo y estoy hasta los testículos de todo lo que está pasando en este pais, en el que cada persona solo se ve así mismo en el espejo. Los bancos han arruinado al pais y cuando la vaca deja de dar leche, biene papa estado para seguir injectandoles el dinero que no tienen.
Sr@. la solución siempre la tendrá el pueblo, ya sea una guerra (porque los que luchan no son los generales, ni los políticos, ellos estan a salvo, es el pueblo el que derrama siempre la sangre o el sudor), pues ahora tambien el pueblo tiene el poder, solo tiene que sacar el dinero de los bancos, dejar de trabajar a traves de ellos, apartarlos de nuestras vidad, asi de facil...aparte, nos hace falta un lider al que seguir, si queremos que el sistema cambie tenemos que entrar en el juego de las elecciones, sino esto es perder el tiempo.
Se pueden hacer muchos cambios en
España, pero hacen falta personas integras y con un par. Y sobre todo desde dentro del sistema.

Saludos a tod@s.