martes, 13 de septiembre de 2016

Esta es nuestra derechona: PP y Ciudadanos rechazan la iniciativa de IU-Equo para que Castilla y León se una a la Red de Ciudades Acogedoras de Refugiados.

José Sarrión
Miembro del FCSM y Procurador en las Cortes de Castilla y León por IU-Equo






    PP y Ciudadanos han rechazado la iniciativa del procurador de IU-Equo, José Sarrión que demandaba promover la adhesión a la Red de Ciudades Acogedoras de Refugiados; así como, manifestar su más firme repulsa ante el acuerdo de la UE y Turquía “para frenar el flujo de refugiados e inmigrantes en Europa”.

“Nos encontramos ante un problema que tiene sus raíces en la voluntad política y, sólo mediante la presión de todas las fuerzas políticas y las comunidades autónomas seremos capaces de solucionarlo”, ha expuesto Sarrión.

El procurador de IU-Equo ha recordado que el acuerdo firmado entre la Unión Europea y Turquía “no soluciona el problema de refugiados e inmigrantes”. “Es un acuerdo inútil, que no reduce el número de refugiados sino que invita a rutas más complejas; convirtiendo el Mediterráneo en la mayor fosa común de la historia”

Del mismo modo, Sarrión ha criticado la hipocresía de una Unión Europea que dice defender los valores de humanidad y tolerancia, mientras “pone precio a los refugiados y pretence convertir a Turquía el gran campo de refugiados del mundo”

En la iniciativa, IU-Equo demandaba la colaboración con los ayuntamientos y diputaciones, poner a disposición de las personas migrantes y refugiadas las instalaciones municipales necesarias para su acogida.

Así como, promover en el seno de la Unión Europea y a sus estados miembro, especialmente al Gobierno de España, a habilitar vías legales y seguras, que garanticen el acceso al derecho de asilo a las personas refugiadas mediante el refuerzo de los programas de reasentamiento, garantizar el asilo en embajadas y consulados en los países de origen y tránsito, activar políticas de concesión de visados humanitarios, habilitar vías de acceso legales seguras a territorio europeo, eliminar la exigencia del visado de tránsito para aquellas personas que proceden de países en conflicto, hacer realidad la Directiva Europea de Protección Temporal, abordar las causas que provocan los desplazamientos forzados y proponer y poner en marcha nuevos mecanismos, no militarizados, de gestión de los flujos migratorios en Europa y, por ende, en España.